¿Qué nos han traído los romanos?

Además de un nuevo orden social y económico, basado en un Estado fuerte que dependía de una buena organización jurídica y política, en una seguridad mantenida por un ejercito bien constituido y solvente, con una explotación de los recursos económicos fundamentada en una obtención ordenada y eficaz de las fuentes primarias y en un comercio … Sigue leyendo ¿Qué nos han traído los romanos?

El sonido del agua

El agua susurra cuando es lluvia, repiquetea cuando es arroyo, murmura cuando es corriente, es rumorosa cuando viaja en rápidos y atronadora cuando cae en cascada; cuando es mar, cuando la tierra tiene limitadas sus orillas, su sonido se hace regular, cíclico, armonioso y, cuando el viento se lo pide, brama. El ruido del agua … Sigue leyendo El sonido del agua

Migraciones de invierno

Vinieron hasta aquí empujados por duros cambios climáticos hace miles de años. Viajaron hasta el sur siguiendo las brisas más suaves, la intuición o el instinto, quién sabe si el ánimo de unos pocos que se atrevieron a volar alto o caminar lejos. Los Yamnayas tuvieron que cruzar el mundo, atravesar ríos helados, bosques llenos … Sigue leyendo Migraciones de invierno

Minas de Ojos Negros. Teruel

“Platero es pequeño, peludo, suave; tan blando por fuera, que se diría todo de algodón, que no lleva huesos. Sólo los espejos de azabache de sus ojos son duros cual dos escarabajos de cristal negro”.  Han pasado unos cuantos años desde que escuche por primera vez la existencia de una población en Teruel, con un … Sigue leyendo Minas de Ojos Negros. Teruel

Castillo

En algún momento del Neolítico hicimos nuestra primera revolución. La explotación agrícola y ganadera nos convirtió en sedentarios. Las armas que utilizábamos para cazar empezamos a emplearlas contra los enemigos –reales, potenciales o imaginarios- que acechaban los pocos bienes que se podían acumular. Tal vez la escasez de alimentos pudo ser el comienzo de estos … Sigue leyendo Castillo

Cocinando níscalos

Convivimos con el cazador-recolector que llevamos dentro. O tal vez nuestros genes no sean los de agricultores-sedentarios porque necesitamos salir y caminar en la intemperie, por el bosque, entre la niebla, estar sentados o encerrados en la ciudad nos pone melancólicos o mustios.  Respiramos el perfume del humus, de la lluvia, de la resina fresca. … Sigue leyendo Cocinando níscalos